sin noticias de Gürb

48 horas después de recibir las buenas nuevas, aquí seguimos, in albis. no news son good news, solo a veces.

está siendo una maravillosa espera, aderezada por el hecho de estar participando en una formación interna donde no paramos de poner en común todo lo que nosotros hacemos por la empresa (qué mejor momento para recordarlo), y aún mejor, «todo lo que la empresa hacer por nosotros». Dios bendiga el teletrabajo y la posibilidad de hacerlo a cámara cerrada. si no, hacía rato que me habían llamado ya.

eso sí, cuando he preguntado a mis jefes (así soy, los tengo por racimos) que cómo va lo mío, me han dicho que tranquila, que puedo seguir realizando mi trabajo con total normalidad. tócate.

durmiendo con tu enemigo

menos mal que cuando hablo en casa del tema con mi príncipe azul, tengo su apoyo incondicional.

ah, que no, que de eso tampoco. que dice mi báculo que eso me pasa por no hacerle caso, que me lo lleva diciendo hace tiempo. y que lo que pasa es que yo preferiría que me pagasen por no hacer nada.

oye, y es que a mi oráculo particular, hay que reconocerle que me conoce como si me hubiera parido. porque, en efecto, llamadme loca, pero si algo me haría feliz es tener las arcas llenas cada fin de mes, sin que eso me obligase a poner un despertador. por no hablar de lo que hay que aguantar.

to be continued

seguiremos informando. por lo demás, todo bien.

¡sígueme y no te pierdas nada!

3 comentarios sobre “cuando «te dan» la oportunidad de cambiar (parte 2)

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s